Rinoplastia

/, Mujer, Rostro/Rinoplastia
­
  • rinoplastia

Rinoplastia

Redefine la estética de la nariz, dándole un aspecto armónico al rostro en general. Procedimiento realizado por un equipo de médicos cirujanos de primera categoría y dilatada experiencia.

AGENDAR HORA

Categorías: , ,

Descripción del producto

1) Qué es y cuáles son sus beneficios

Se dice que la nariz es el centro de gravedad estética del rostro, ya que constituye el principal elemento del perfil facial junto con el mentón, los labios y la frente. Los motivos más frecuentes para una rinoplastia son: dorso prominente o giboso, punta bulbosa y caída, desviaciones laterales o asimetrías, orificios nasales anchos y dificultades funcionales.

2) En qué consiste el procedimiento

El cirujano debe poseer un conocimiento acabado de la anatomía para planear y ejecutar con precisión las modificaciones que se realizarán para lograr el resultado deseado, sin olvidar que también debe tener una cierta sensibilidad estética para proyectar la forma de la nariz que esté en armonía con el resto de las facciones. En la primera consulta, el médico tratante va a recomendar al paciente (considerando sus expectativas) las mejores opciones, además de explicarle la forma en que se lleva a cabo el procedimiento y el curso posoperatorio del mismo. La rinoplastia tradicional se ejecuta con incisiones internas que no dejan cicatrices. Sin embargo, cuando se requiera reducir el perímetro de los orificios nasales, debe realizarse una pequeña incisión externa al borde de la base de las alas nasales. En determinados casos, como por ejemplo en narices ya operadas, puede ser aconsejable la rinoplastia abierta, que deja una pequeña cicatriz en la base de la columela. En ocasiones es aconsejable complementar la rinoplastia con un implante de mentón.

3) Consideraciones posoperatorias

La mayoría de los pacientes puede retomar sus actividades cotidianas en un pazo de dos días. Es necesario el uso de una placa modeladora por alrededor de una semana para estabilizar la nueva estructura nasal y favorecer la adherencia de la piel a ella. Puede presentarse algún grado de hinchazón, la cual es controlable con antiinflamatorios. Tal hinchazón comenzará a disminuir a los 2 o 3 días y desaparece definitivamente alrededor de 2 semanas después de la operación. Cualquier otra molestia cederá ante el uso de analgésicos tradicionales.